Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Looking For You
Lun Dic 09, 2013 10:37 pm por Invitado

» Registro de Empleos
Mar Nov 06, 2012 7:49 pm por Aloysia Weber

» Registro de Imágenes
Mar Nov 06, 2012 7:37 pm por Aloysia Weber

» Litterae Renascentes º Afiliación Normal
Dom Nov 04, 2012 1:49 pm por Invitado

» Adventure Time {Normal}
Dom Oct 07, 2012 4:44 am por Invitado

» Orfanato de temas libres
Dom Sep 30, 2012 10:36 am por Sólomon Bonemur

» Buenas!
Dom Sep 30, 2012 8:15 am por Rikkert Vranken Moos

» What happens next.
Vie Sep 28, 2012 11:43 pm por Aurora Rowe

» Presentacion Yokan
Vie Sep 28, 2012 10:09 pm por Georg E. Petrij

​​​​​​​​​​​​​​​​
Alejandro

Hinnom

#Our father· Crepúsculo Rol




Holden J. Morgan {1/1}

Ir abajo

Holden J. Morgan {1/1}

Mensaje por Lena Aoki el Lun Mayo 07, 2012 3:28 pm

Este chico... ya ha sido adjudicado:


Holden J. Morgan

En el momento en que uno empieza a contar cualquier cosa, empieza a echar de menos a todo el mundo.


Nombre real: Néstor/Efrén Corvalán Machinea

Identidad actual: Holden Joseph Morgan

Apodos: Holden – cómo le llaman quienes lo han conocido recientemente-, Efrén o Néstor- como se dirigen a él los miembros de la Manada de São Paulo-, Corvalán- su nombre en clave para la manada-, The Catcher (in the rye)-nombre artístico-.

Fecha de nacimiento: 7 de Septiembre de 1987 (24 años)

Lugar de origen: Buenos Aires, Argentina.

Naturaleza: Híbrido con predominante vampiro

Ocupación: Productor musical y organizador de eventos. Graffitero artístico anónimo. Mercenario para la Manada de São Paulo.

Nada cambiaba. Lo único que cambiaba era uno mismo.


Don: Solidificación lumínica

Capacidad para solidificar en forma cilíndrica haces de luz, condensando sus propiedades naturales y convirtiendolo en un elemento tangible.

(Del lat. Fascis)
Conjunto de partículas o rayos luminosos de un mismo origen, que se propagan sin dispersión.


Su don funciona con cualquier tipo de haz de luz, así que dependiendo del foco del que procede, en su estado sólido tendrá distintas propiedades. Únicamente ha probado su don con cuatro tipos de luz:

  • Luz artificial: la que proviene de bombillas, tubos fluorescentes, etc. Para utilizarla, ha de ser abundante (p.e.: una habitación bien iluminada) o definida (p.e: la luz de una linterna en la oscuridad). Su forma solidificada es un cilindro de gran dureza, con un leve resplandor ambarino y con una temperatura de unos 30º centígrados, siendo posible manipularla a piel desnuda.

  • Luz lunar o reflejada: aquella luz que antes de ser solidificada ha rebotado en una superficie que la refleja, lo que modifica su naturaleza (p.e.: la luz artificial reflejada en un espejo, la luz solar reflejada por la luna, etc.). La luz reflejada, en estado sólido, adquiere una consistencia translúcida similar al cristal: quebradiza y cortante cuando se rompe, ya que es posible mantenerla en estado sólido aún cuando está rota. Su temperatura es de unos 18º centígrados, por lo que puede tocarse sin sufrir daños.

  • Luz natural directa: la proveniente de elementos naturales, como el sol o el fuego. Cuando se solidifica un rayo de sol, este tipo de luz adquiere una consistencia incandescente, gran rigidez, brillo cegador y alcanza los 300º centígrados. En el caso del fuego, la dureza, el brillo y la temperatura son menores (100º centígrados). La elevada temperatura de esta luz en estado sólido, puede provocar incendios al contacto con elementos inflamables (p.e. gasolina) o que se prendan con facilidad (p.e. papel). Para poder manipularlos sin sufrir daños es necesario utilizar unos guantes de material ignífugo y aislante térmico, especialmente en el caso de los rayos solares. También es recomendable utilizar gafas de sol con un gran filtro de protección para evitar daños en la visión.

  • Luz láser: un haz de luz láser conforma una excepción, y para solidificarlo es preciso contar con un foco potente y constante que emita la luz durante, al menos, 30 segundos. Su forma sólida es la de un cilindro rojo, estrecho, que emite un leve resplandor, que puede cortar cualquier otro sólido como si fuese mantequilla, solo con el contacto. Esto es especialmente problemático a la hora de manipular este tipo de luz en su estado sólido, ya que entonces le afecta la gravedad y dañará cualquier superficie que alcance. El único material inmune a la luz láser en estado sólido es una aleación específica de coltan llamada Refractaria Coltan: 87% y abreviada como RC87.


Este don también permite devolver la luz a su estado natural a voluntad.

Limitaciones del don:

  • El único efecto de este don sobre la luz es la capacidad de solidificarla. Una vez en estado sólido, las propiedades le afectarán como a cualquier otro. Tampoco puede moverla por telequinesis o modificar su trayectoria en estado natural.
  • Excepto para la luz láser, el tiempo necesario desde que se activa el don hasta que el haz de luz adquiere el estado sólido ha de ser de cinco segundos durante los que la luz debe ser constante aunque no es necesario que este inmóvil (p.e.: no se puede solidificar una luz que parpadea pero si la proveniente de un faro). Desde el momento en el que la luz es tangible, se ve afectada por las fuerzas físicas comunes como la gravedad.
  • La energía empleada por el uso del don a la hora de solidificar es intensa, pero mantenerla como un elemento tangible a penas requiere energía. Por ello, una vez el haz de luz ha sido solidificado, puede mantenerlo en ese estado el tiempo que deseé sin esfuerzo, siempre que esté despierto o consciente. Por ello, solo puede solidificar dos rayos a la vez sin agotarse.
  • El único modo de que la luz vuelva a su estado natural es dejar de utilizar el don, por lo que todos los haces de luz en estado sólido se verán afectados.
  • La luz emitida por algunos animales, como las luciérnagas, no puede solidificarse al ser demasiado tenue. Lo mismo sucede con la luz artificial al aire libre: ha de provenir de un foco potente (p.e. uno de un estado de fútbol) para poder utilizarlo. No es posible solidificar la luz de las farolas comunes.
  • La longitud del haz de luz solificado nunca podrá ser mayor que la distancia entre el foco y la superficie en la que incide, y tampoco superar los dos metros. En cambio, si podrá ser menor. (p.e.: Una bombilla colgada a metro y medio de suelo, paredes y techo podrá dar lugar, como máximo, a un haz de luz sólido de metro y medio. Sin embargo, podrá pararse el proceso dando lugar a un haz de luz sólido de un metro).
  • Cuando comienza a utilizarse el don, se adquiere facilidad para distinguir los distintos haces de luz. Solo se pueden solificar aquellos rayos de luz que se ven, aunque la distancia no afecta siempre que la visión sea nítida. Para mantenerlos en estado tangible, no es necesario verlos, ya que requieren energía de Holden de forma autónoma. Cualquier alteración (p.e.: dolor intenso, un susto) hará que el don se pare y la luz regrese a su estado natural.
  • Es imposible solidificar un haz de luz mixto (p.e.: luz solar+luz reflejada).

Descripción física



Say Cheese!:


Tiene una altura media (1,75 m.), silueta definida y compacta, pero no musculada.

El rasgo más distintivo de su rostro son sus ojos azules, que cambian hacia tonos aguamarina y ambarinos cuando utiliza su don. Podría definirse de alguien con una cara común, de esas que es sencillo olvidar. Su cabello es marrón claro, en ocasiones con reflejos rubios cuando le da el sol. Suele llevarlo algo largo y, por norma, despeinado.

Sus manos lucen diversas cicatrices de quemaduras, y una marca de nacimiento rosácea detrás de la oreja. Tiene una cicatriz ancha cerca del corazón, hecha con una piedra de sílex afilada.

En general, resulta difícil definir su edad por su físico, ya que aunque su condición de híbrido se mantiene anclado en la veintena, puede dar la impresión de ser mayor. Aunque esto siempre es algo subjetivo.

Normalmente viste informal, con predilección por los colores fosforitos en pequeñas cantidades.

Descripción psicológica


Holden vive en una edad del pavo eterna, es un rebelde sin causa, de sentimientos intensos y extremistas: ama y odia hasta el límite, y es frecuente que ambos sentimientos se entremezclen. Podría considerarse que todavía busca su propia identidad, su lugar en el mundo, aunque es consciente de que nunca lo encontrará. Muchas veces siente cierto vacío -dejado por su hermano- en su interior, del que huye y en el que se regodea según el día.

Desprecia profundamente actitudes como el cinismo, la superficialidad, el narcisismo y la hipocresía, que le son sencillas de identificar en otros. Paradójicamente, su extrema desconfianza hacia los desconocidos le hace adoptar esas características constantemente. Es una persona difícil de tratar en los primeros encuentros.

Impredecible, puede saltar de un tema a otro o pasar de la simpatía a la hostilidad sin motivos aparentes. Le cuesta profundizar en lo que siente, pero lo hará si le hacen las preguntas adecuadas, y ante un buen interlocutor, no mentirá, aunque se calle ciertas cosas.

A pesar de su carácter difícil, es una persona sociable que se desenvuelve con soltura ante cualquiera. No sabe lo que es la vergüenza, porque la gastó de tanto usarla. Ese tipo de persona que conoce a todo el mundo pero a penas se deja conocer, con muchos conocidos pero una lista muy restringida de amigos.

Muchas veces actúa de forma infantil, lo que contrasta con ciertos discursos extremadamente maduros. Que se decante por uno o por otro dependerá de cómo se encuentre en el momento, porque siempre hace lo que le apetece sin cuestionarse el por qué en profundidad. Le gusta sorprender y considera que la buena educación es la mayor de las mentiras, así que no se corta a la hora de decir lo que piensa, casi siempre, con poco tacto.

Odia profundamente a quienes considera sus enemigos, pero solo le preocupan cuando los tiene delante o le llegan noticias de ellos. Si no, ni se acuerda.

De mente inquieta, curiosa y con una enorme sensibilidad para cualquier tipo de arte, especialmente las artes plásticas, la literatura y la música. Su vida gira en torno de la búsqueda de la belleza. Su filosofía es eminentemente idealista.

El tiempo en el que era miembro externo de la Manada de São Paulo quedó atrás, sin embargo, continúa guardándoles lealtad, independientemente de que a veces los idolatre y otras los desprecie. Siempre acude a su llamada, siempre cumple con lo que le piden sin cuestionar los motivos. No sabe exactamente por qué lo hace, o no lo quiere saber, en cualquier caso, ser reconocido por ellos es el mayor placer que conoce. Son la única familia que ha conocido, y de alguna forma, intenta compensarles por la decepción que cree que les supuso. No comparte sus ideales, pero no los cuestiona ante ellos.

Yo era problamente la persona más normal (...), lo que les dará una idea aproximada de la jaula de grillos que era aquello.


Familia y gente cercana


.·. Axel Corvalán .·. Supuesto padre. Muerto

No lo conoció, ya que al parecer murió de un infarto meses antes de que naciese. Era marino mercante. Su madre nunca habla de él, y siempre ha tenido la impresión de que en la familia Corvalán tampoco tenían una imagen demasiado certera sobre él.

.·. Marina Celeste Machinea .·. Madre. Asesinada por la manada de São Paulo.

Licántropo sin manada. En realidad, nunca conoció a Axel Corvalán, pero cuando se quedó embarazada, pudo conseguir un falso certificado de boda con él, que había muerto días atrás y decidió ir con su familia para que sus hijos se criasen en un ambiente seguro. Posteriormente comenzó a formar parte de la Manada de São Paulo, pero cuando se reveló contra la ideología de Zettah, fue asesinada por Álika Güll.

.·. Tyler Morgan .·. Padre

Vampiro de medio siglo de antigüedad que se desentendió de sus vástagos, aunque actualmente se deja encontrar por Holden. Despreocupado y alegre, vive en una continua búsqueda del placer. Holden tiene sentimientos contradictorios hacia él.

.·. Cristina Corvalán .·. Supuesta abuela

Quien se ocupó de él y su hermano en su tierna infancia. Guarda recuerdos cariñosos hacia ella y en ocasiones la visita. Tiene alzehimer pero siempre recupera la lucidez durante unos instantes cuando lo ve. Es demasiado duro para él verla en ese estado, por lo que cada vez la visita menos. No sabe nada respecto a su naturaleza. Recientemente le ha confesado que sabe que no tienen vínculo sanguíneo, pero que siempre lo considerará su nieto.

.·. Néstor/Efrén Corvalán .·. Hermano gemelo. Muerto

Murió cuando tenía 11 años, precipitándose por un barranco en una pelea fraternal. Era el gemelo con iniciativa, y Holden el que le secundaba. Su muerte le supuso un gran trauma y le generó una sensación de vacío permanente. Al quedarse solo, nadie pudo distinguir cual de los dos gemelos sobrevivió. De ahí, que los miembros de la manada lo llamen Efrén o Néstor según quien creen que es, ya que no existe consenso. Holden nunca ha desvelado cual de los dos es, a pesar de la insistencia, y responde a ambos nombres aunque odia que los utilicen para referirse a él. Es una forma idealista de mantener viva la figura de su hermano.

.·. Zettah Novelino .·. Mentora. Segunda Madre.

La alfa de la Manada de São Paulo puso mucho interés en los gemelos híbridos y tenía grandes expectativas sobre su futuro. Se encargó de entrenarlos personalmente para convertirlos en guerreros. Era estricta pero también cariñosa con ellos cuando debía. Para Holden es alguien respetable, y le tiene cariño y veneración, aunque en ocasiones llegue a odiarla. Siempre se muestra respetuoso ante la loba, y siempre le será leal pues considera que está en deuda con ella. Sabe que Zettah tiene debilidad por él y le encanta.

.·. Álika Güll .·.Demonio personal

La relación con la beta de Zettah le resulta especialmente complicada. No se tomó nada bien su renuncia a los planes trazados para él, lo que convirtió en tensa una relación que antes había sido de absoluta devoción por ambas partes. Siempre se ha sentido atraído por ella, aunque actualmente intenta evitarla.

Lo que distingue al hombre insensato del sensato es que el primero ansía morir orgullosamente por una causa, mientras que el segundo aspira a vivir humildemente por ella.


Historia


La historia de Holden no podría comprenderse si no se enfoca hacia dos protagonistas: los gemelos bautizados como Néstor y Efrén Corvalán. Como suele pasar con este tipo de hermanos, sus vidas transcurrieron juntas y simultáneamente. Se criaron en Buenos Aires, en casa de su familia paterna, ya que su madre era huérfana. Tuvieron una infancia típica, jugaban en la enorme casa familiar, acudían a buenos colegios, tenían gran cantidad de amigos, y aunque casi siempre estaban peleando, no daban un paso sin pedirle permiso al otro.

El punto de inflexión llegó poco después de que cumpliesen los ocho años. Un día, su madre hizo las maletas y partió. No lo comprendieron, nadie les explicó nada, sin embargo, podían notar la repentina hostilidad que Cristina tenía hacia su madre, pero no así hacia ellos. Transcurrieron dos meses sin noticias de su madre, hasta que un día, al regresar de sus clases de música, encontraron todas sus cosas empaquetadas y fueron informados de que partirían para reunirse con su madre en Brasil. Extrañados y asustados, ambos hermanos emprendieron un viaje tras despedirse con amargas lágrimas de su abuela, y sin poder decir adiós a nadie más.

Un amigo de la familia los acompañó hasta Brasil. El miedo inicial pronto se convirtió en curiosidad por los nuevos lugares que podían ver a través del cristal de los autobuses. Luego, se abrió paso la emoción de un cambio de tal envergadura en sus vidas, que se vio truncado cuando se reencontraron con su madre en una favela. Allí, la gente vivía hacinada en chabolas sucias y malolientes, tan distintas al barrio alto porteño en el que se habían criado.

La chabola en la que ellos habitarían, sin embargo, era distinta. El exterior de la misma se confundía con las miles de construcciones que la rodeaban, pero el interior escondía un hogar pulcro y con ciertos lujos impensables en aquella favela. Se adaptaron a la fuerza, y pronto olvidaron su vida pasada al ser deslumbrados por los seres a quienes conocieron, y que les desvelaron su propia naturaleza.

Se convirtieron en los niños mimados de la Manada de São Paulo. Mientras Álika se aseguraba en que fuesen instruidos en la mejor educación posible: no solo la educación básica, si no también en idiomas, artes, conversación... Pasaba mucho tiempo pendiente de ellos, infundiéndoles delirios de grandeza. Ellos eran los elegidos, serían los Cástor y Póllux de São Paulo, los que abrirían el camino para un nuevo orden mundial dominado por híbridos como ellos, que mantendrían el poder sobre la humanidad.

Paralelamente, Zettah los intruía como guerreros. Comenzó a entrenarlos en la pelea cuerpo a cuerpo, la estrategia... Posteriormente, con armas primitivas, más adelante con armas de fuego. También les obligaba a hacer ejercicios de supervivencia, dejándolos en un lugar perdido de la selva amazónica de la que, en ocasiones, tardaron semanas en salir. Las sesiones de entrenamiento eran extenuantes, pero Zettah les trataba con especial condescendencia cuando lo hacían bien. Fueron adoctrinados en la ideología de la Manada, y aunque su hermano interiorizó aquellos principios con fanatismo, Holden siempre albergó dudas que no dejaba translucir.

En uno de los ejercicios de supervivencia, cuando contaban con once años, Holden aprovechó la soledad de la selva para compartir con su hermano sus dudas respecto a la supremacía de licántropos y vampiros. Su gemelo era el único en quien confiaba para hacerlo, pero no esperaba su reacción. Se encaró a él, lo tildó de traidor, y decidió que lo mataría. Sobrepasado por la situación, Holden se defendió de los ataques de su hermano por inercia, asumiendo que él ganaría, que lo mataría, pues siempre había sido más hábil en todo. La suerte, en cualquier caso, jugó a su favor. En mitad de la pelea, se engancharon y rodaron colina abajo, rumbo al filo de un alto precipicio. El instinto que primó en Holden fue el de supervivencia, y no sin dificultad, se aferró a la desesperada a unas lianas antes de caer. Su gemelo, sin embargo, mantenía las manos ocupadas con una piedra de sílex afilada con la que deseaba matarle por traición, y que ya le había clavado en el hombro. El instinto vengador contra su hermano, le impidió soltarla, y no pudo agarrarse con la suficiente fuerza a nada para impedir la caída. Se precipitó por el barranco, lamentando únicamente no haber acabado con su hermano.

Porque alguien se haya muerto no tiene por qué dejar de gustarte, por el amor de Dios. Sobre todo si era mil veces mejor que las personas que conoces y están vivas y todo eso. 


Corrió como alma que lleva el diablo, bordeando el acantilado, hasta que los pulmones le parecieron a punto de estallar, hasta que pensó que su corazón reventaría, hasta que no quedaba un solo jirón de su piel sin la marca de los muchos latigazos recibidos por las ramas de la densa vegetación. Pero no paró hasta que llegó a la parte baja del precio, donde encontró el cuerpo de su hermano convertido en un saco deforme de piel ensangrentada. Cayó de rodillas a su lado, y un grito desgarrador asoló la selva, haciendo que los animales se escondiesen, los pájaros emprendiesen el vuelo, y todo quedase en un tenso silencio antinatural. Abrazó el cadáver, lloró desesperado sin ser capaz de asimilar, sin preocuparse por la sangre transferida a sus manos, con las que se cubrió el rostro a continuación. La de su hermano fue la primera sangre que entró en contacto con sus labios. Una cantidad pequeña que llegó a mezclarse con su saliva, que descendió por su garganta, que despertó su predominante vampiro. De nuevo gritó al notar sus colmillos por primera vez, solo, apartado de todo, con la única compañía del irreconocible cadáver de su gemelo. Entonces, dos rayos de sol se solidificaron frente a él, cayendo al suelo, prendiéndo todo lo que entró en contacto con ellos, incluído el cadáver de su gemelo.

El instinto de supervivencia venció de nuevo, a pesar de estar agotado logró arrastrarse hasta el río, y flotó, manteniendo a duras penas la cabeza flotando fuera del agua, hasta que consiguió la mínima energía para nadar hacia la ribera contraria al incendio. Una vez en tierra, huyó, volvió a correr dejando atrás fuego abrasador que terminó para siempre con quien una vez, fue su hermano. Y al alejarse, al sentirse a salvo de nuevo, sintió el vacío dejado por su gemelo por primera vez, esa sensación que siempre lo ha acompañado desde entonces.

Lo que haría sería hacerme pasar por sordomudo y así no tendría que hablar. Si querían decirme algo, tendrían que escribirlo en un papelito y enseñármelo. Al final se hartarían y ya no tendría que hablar el resto de mi vida. Pensarían que era un pobre hombre y me dejarían en paz.


Dos días más tarde, en un atardecer lluvioso, salió de la selva llegando a la favela. No dijo nada a nadie, se encerró en sí mismo, y sobre lo que pasó con su gemelo, solo existieron conjeturas. Los lobos le dejaron su espacio tras desistir de preguntar, y él, comenzó a leer de forma obsesiva, encerrándose en mundos literarios durante varios meses. No fue hasta que cayó en sus manos la novela El guardián entre el centeno (The catcher in the rye) de J. D. Salinger cuando encontró fuerzas para retomar el contacto con la realidad. Marcó su punto de inflexión y regresó de su exilio entrópico voluntario. Pero nunca volvería a ser el mismo.

Los libros que de verdad me gustan son aquellos que al acabar de leerlos piensas que ojalá el autor fuera muy amigo tuyo para poder llamarlo por teléfono.


Los entrenamientos con Zettah se convirtieron en su válvula de escape, en el modo de canalizar toda su rabia y odio contra el mundo. Había esperado que la alfa lo matase por haber perdido a su hermano, sin embargo, ella nunca sacó el tema, lo que le agradeció. Tampoco insistió en saber cuál de los gemelos era él, solo pasó a llamarle Corvalán. Cuando supo que se había desvelado su predominante, no dudó en convencer a un vampiro en que se hospedase con ellos una temporada para ayudarle a utilizar su don. Continúa estando agradecido.

Álika, sin embargo, sí insistía en saber qué había sucedido, por mucho que él lo evitase. Sentía que la beta lo culpaba de haber perdido a uno de los dos, y como una vez le dijo, Cástor y Póllux se convirtieron en Caín y Abel. Continuó versándose en las artes pero de manera independiente, sin seguir las pautas elitistas de Álika, virando hacia lo urbano y popular.

Su madre jamás llegó a perdonárselo. La muerte de uno de sus hijos la posicionó en contra de las salvajes normas de la Manada, y decidió traicionarles. Como era de esperar, fue eliminada por Álika para dar ejemplo, y su relación con Holden terminó por romperse, aunque nunca le echó nada en cara.

Holden se convirtió en la promesa rota de la manada. Era bueno, pero también una obra incompleta. Así lo sentía, y comenzó a sentirse agobiado por el pequeño mundo en el que se movía. Con miedo a la reacción de Zettah, un día no pudo evitar hablarlo con ella, y para su sorpresa, este lo liberó de sus vínculos con la manada. Le dejó la libertad para irse tras hacerle jurar que regresaría cuando se lo pidiesen. Y con diecisiete años, emprendió el viaje que todavía no ha terminado. Así, se desarrolló su personalidad actual.

Me paso el día entero diciendo que estoy encantado de haber conocido a personas que me importan un comino. Pero supongo que si uno quiere seguir viviendo, tiene que decir tonterías de ésas.


De forma subrepticia, tenía el permiso de Zettah para acceder a los fondos financieros de la manada, aunque intentaba no propasarse demasiado. Se inmiscuyó en el mundo nocturno, buscó fiestas, banalidad, olvidar todo su pasado mediante el placer. Comenzó componer música electrónica, empezó a adquirir fama, a codearse con los grandes. Se convirtió en una personalidad de las grandes fiestas europeas y norteamericanas, y entonces, su padre lo encontró.

Se reconocieron al instante por el lazo que los unía, además de por el asombroso parecido físico. Pasaron un tiempo juntos, intentando recuperar el tiempo perdido, pero pronto se hizo obvio que no funcionaría. Decidieron continuar cada uno por su lado de nuevo, aunque sin perder del todo el contacto. Como compensación, Tyler Morgan le financió la creación de una empresa especializada en la organización de eventos para que fuese realmente independiente de la Manada de São Paulo. Adquirida la autosuficiencia, llegó el momento de cambiar su identidad por otra que significase el cambio definitivo, el haber superado todos sus demonios. Eligió el nombre de Holden por Holden Caulfield, protagonista de El guardián entre el centeno, Joseph era el nombre que había utilizado desde que dejó São Paulo, y Morgan lo eligió en agradecimiento a su progenitor.

Desde que abandonó Brasil, fue dejando su marca en cada ciudad que visitaba. Utilizaba un tipo de graffiti, el stencil, creando imágenes idealistas. También adquirió cierta fama en ello, firmando como The Catcher. Tras ser identificado por un mecenas neoyorquino, comenzó a pintar también bajo demanda para ricos que podían costearse sus obras, pero continúa siendo anónimo para el gran público. De ser descubierto, se enfrentaría a costosas multas alrededor del mundo. Continúa dejando su marca en cada ciudad que visita.

Si haces algo bien, o te andas con cuidado o pronto querrás empezar a lucirte y entonces ya no eres tan bueno.


Siempre que Zettah ha requerido su ayuda, se la ha prestado. Es un mercenario a sus órdenes porque le está agradecido por cómo le trató tras la muerte de su gemelo. Es la relación más duradera, aunque en ocasiones le asalten sentimientos encontrados al respecto al no compartir sus ideales. A parte de su padre y los miembros de la manada, su estilo de vida que no le permite permanecer demasiado en un sitio concreto le ha impedido profundizar en cualquier tipo de relación.

No me importa que una despedida sea triste o que sea una despedida desagradable, pero cuando me voy de un sitio me gusta saber que me voy. Si no, te da más pena todavía.


  • Domina el español, portugués, inglés y francés. Chapurrea el alemán.
  • Continúa entrenando su don, siempre a solas y de forma autodidacta. Su padre le ayudó a controlar la luz láser solidificada, investigando cómo anular sus efectos. Fue él quien le regaló una empuñadura de RC87, que se aferra a esas barras lumínicas permitiéndole utilizarlas. Le hace gracia porque es, según Holden, lo más parecido que existe en la vida real a una espada láser de Star Wars.
  • El guardián entre el centeno continúa siendo su libro favorito, comienza a leerlo todos los años el día de su cumpleaños. También tiene predilección por Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez, ya que se identifica con los gemelos Arcadio y Aurelio.
  • Algunas de sus composiciones de música electrónica han adquirido mucha relevancia.
  • Actualmente es absolutamente independiente económicamente. Su empresa va tan bien que se puede permitir que se la lleven otros, y limitarse a recoger los beneficios.
  • Cuando tiene que matar a alguien para la manada, suele servirse de su don, al ser extremadamente sencillo deshacerse de las armas dejando que la luz vuelva a su estado natural.
  • Ha aprendido algunas técnicas de lucha Shaolin.
  • En un arrebato romántico, solidificó un par de rayos solares para conquistar a una vampiresa neófita mostrándoselos. Cuando ella lo besó, perdió la concentración, la luz volvió a su estado natural y la mató. Desde entonces no cree en el amor.
  • A menudo tiene pesadillas recordando la muerte de su hermano, y también sueños eróticos con Álika.
  • Tiene dudas de cual es su verdadero nombre después de años respondiendo al suyo y al de su hermano.
  • Se alimenta una vez al día de sangre humana, alternándolo con su dieta normal.
  • Il Consilio no tiene constancia de su existencia.


Si un cuerpo encuentra a otro cuerpo cuando van entre el centeno, muchas veces me imagino que hay un montón de niños jugando en un campo de centeno. Miles de niños, y están solos, quiero decir que no hay nadie mayor vigilándolos. Sólo yo. Estoy al borde del precipicio y mi trabajo consiste en evitar que los niños caigan en él. En cuanto empiezan a correr sin mirar adónde van, yo salgo de donde esté y los cojo. Eso es lo que me gustaría hacer todo el tiempo. Yo sería el guardián entre el centeno.


Aclaraciones


  • Pido prueba de rol. Me vale de otro foro, o de este mismo con otro personaje.
  • Lo considero un personaje que puede dar mucho juego, así que no lo cojáis si no estáis seguros de poder darle continuidad o llevarlo, porfa please.
  • El personaje puede desarrollarse como se crea oportuno, pero la relación con la manada de Sao Paulo se mantendrá a no ser que suceda algo realmente relevante que la cambie.
  • La relación con Zettah ya está definida, si queréis que el personaje tenga relación con otro/s de mis personajes la tendréis, la que queráis, siempre que pueda ser coherente con la historia. 
  • Álika aparecerá próximamente como personaje (ya está adjudicado).
  • ¿Se pueden cambiar cosas de la ficha? Pues algunas si, pero otras no. Más información por MP o por un comentario en este mismo tema.
  • Los graffitis stencil de Holden son los de Banksy.
  • El avatar es Federico el Grande (léase, Fedde Le Grand).
  • El don ya ha sido aprobado por el staff.
avatar
Lena Aoki
Humano Cazador
Humano Cazador

Mensajes : 534
Fecha de inscripción : 27/09/2011
Edad : 27

Datos del Personaje
Orientación Sexual: Heteroflexible
Pareja actual: ---
Ocupación: Traficante de VB y estupefacientes

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.